MI CARRITO

section

Desmaquillantes

Te ayudamos a comprar el mejor desmaquillante natural para ti

La limpieza del rostro es un paso básico de la rutina facial, pero mucho más si te maquillas a diario. El maquillaje natural no contiene ingredientes oclusivos que puedan taponar tu piel, pero contiene ingredientes nutritivos y muy ricos como son los aceites vegetales, la manteca de karité o la cera de abejas que en algunas pieles (mixtas, grasas, acnéicas) es necesario retirar después de un largo día en el que, además, nos exponemos a la contaminación urbana.

Los desmaquillantes naturales están pensados para retirar de forma eficaz, pero muy respetuosa, el maquillaje de la cara y de los ojos, gracias a sus fórmulas a base de aceites y emulsionantes vegetales. No contienen aceites minerales o parafinas, tampoco siliconas o sulfatos, por lo que al terminar notarás tu piel comfortable y sin ningún tipo de rojez.

Debido a su fórmula libre de ingredientes irritantes, puedes utilizar el mismo producto para los dos, pero si tienes el contorno de los ojos especialmente sensible te recomendamos un desmaquillante específico para esta zona.

Tipos de desmaquillantes para rostro naturales

En nuestra tienda encontrarás todo tipo de productos desmaquilladoras para tu rutina de limpieza facial, siempre 100% naturales y ecológicos certificados:

  • Aceites desmaquillantes: los aceites retiran todo tipo de suciedad incluyendo el maquillaje y los protectores solares, que serían difíciles de eliminar con una simple jabón o espuma. Además, dejan una sensación de hidratación y confort inigualable. Pruébalos como único paso si tienes la piel seca, o como primer paso de la doble limpieza si tienes la piel mixta o grasa. ¡Te encantará!

  • Aguas micelares desmaquillantes: un producto para desmaquillar de forma rápida y efectiva sin engrasar. Dejan una agradable sensación de frescor en la piel y muchas están enriquecidas con ácido hialurónico y otros ingredientes antioxidantes que hidratan y calman. Un producto 2 en 1 perfecto para el día a día.

  • Leches desmaquillantes: de texturas cremosas, sedosas y envolventes perfectas pasar masajear en la piel y eliminar maquillaje, filtros solares y otras impurezas. Por su contenido en aceites vegetales nutritivos y regeneradores, son los favoritos de las pieles secas, sensibles o deshidratadas, ¡incluso si no te maquillas! 

  • Desmaquillantes de ojos: productos ligeros, acuosos o bifásicos para retirar de forma gentil el maquillaje de ojos. A base de aguas florales y extractos naturales para descongestionar el contorno de los ojos y disfrutar de una mirada fresca y revitalizada. ¡Aptos para ojos sensibles y alérgicos!

  • Algodones y esponjas desmaquillantes: son el accesorio ideal para aplicar tu aceite, leche o agua desmaquillante y retirar la suciedad en un par de pasadas sin necesidad de aclarar con agua del grifo. Fabricados de algodón o bambú orgánico suaves con la piel y que no provocan rojeces al frotar.

Cómo elegir tu desmaquillante natural según tu tipo de piel

Para acertar con tu desmaquillador de cara y ojos debes fijarte en cómo notas tu piel habitualmente:

  • Piel mixta o grasa: si suelen aparecerte brillos en la zona T, o granitos por esa zona o por la mandíbula, te recomendamos utilizar aguas micelares para no aportar ningún tipo de grasa a tu piel. Te recomedamos utilizar discos o guantes de algodón orgánico, que además son reutilizables, para no dañar la barrera cutánea con la fricción.

  • Piel seca o sensible: si conforme pasan las horas notas la piel tirante y con cierta sensación de picazón, necesitas un producto que retire el maquillaje de forma muy suave y que además te hidrate. En cosmética natural eso es posible gracias a los aceites y los extractos hidratantes de las leches y los aceites desmaquillantes. ¡Notarás tu piel tan suave que querrás utilizarlos aunque no vayas maquillada!

  • Piel normal: si tienes este tipo de piel tan codiciado, puedes escoger entre toda la variedad desmaquillante orgánicos que tenemos. Utiliza aguas si no te maquillas en exceso y leches o aceites cuando lleves más cantidad de maquillaje; necesitarás menos producto y lo arrastrarás de una pasada

 

No existen productos que cumplan el criterio de seleción